Tag Archives: jefe

Otra vuelta de tuerca

20 Mar

Pues nada otra vuelta de tuerca que nos depara a la vida, el miércoles pasado estando trabajando  me vino a buscar uno de los jefes, el de la parte logística de la empresa, me dice si tengo un momento y podría subir al despacho, me falto tiempo para dejar todo y acompañarlo.

De camino hacia el despacho, le dije que la última vez que un jefe me invito a subir fue para el despido, el se río y me dijo que tenia novedades buenas.

Ya sentados y un poco mas relajado, comenta que necesita una persona que este cualificada en la materia y que tenga el carnet de camión para un centro de trabajo cerca de donde tengo la familia,  que había pensado en mí ya que cumplía con esas necesidades que ahora mismo se necesitan. 

Me propone dejar todo este e irme a trabajar y estar con mi familia. La cara de felicidad y alegría me cambio en un momento, poco falto para que saliera alguna que otra lágrima. Me pregunta, cuanto tiempo necesito para dejar el piso, en 15 días lo dejo, es lo que marca el contrato para que me devuelvan la fianza, pero si la tengo que perder se pierde. En un corto plazo de tiempo te vas para tu nueva plaza, ahí termino nuestra conversación.

Esto fue a las diez de la mañana, baje contento del despacho, tenia que llamar a la Santa para compartir la alegría con ella, en uno o dos meses estoy de nuevo en casa.

El resto de la mañana ya no fue igual, la cabeza ya no para, pensando como nos volvía a cambiar la vida. Pero a eso de la 1 de la tarde me vuelve a buscar el jefe y me dice que la marcha es inmediata, el lunes quiero que empieces allí, tengo pendiente una reunión a primera hora de la tarde con los otros jefes para tratar este tema, a media tarde hablamos. No pasaron mas de las cuatro cuando aparece de nuevo y me confirma lo dicho, arregla y recoge todo que el próximo lunes empiezas en tu nuevo centro de trabajo.

Si antes estaba contento ahora no entro en mi. Todo paso rápido muy rápido no me dio tiempo a digerirlo ni compartirlo, cuando llamo a la Santa para compartirlo, que alegría, no lo creía, ya que cuando pudo ser no fue y ahora ya no lo esperábamos, pero toco, nunca se sabe lo que puede pasar.

Solo faltaba despedirse, fueron cerca de dos años en este sitio,  llegamos como siempre humildes y con ganas de aprender, hicimos grandes amistades y labramos una persona que se hizo respetar tanto en lo profesional, en poco tiempo ya nos ponían de ejemplo, como en lo personal, las muestras de cariño y afecto que me demostraron todos y cada uno de los compañeros es difícil de describir, queda en el recuerdo.

Si la despedida de los compañeros fue inolvidable, no fue menos la del jefe directo que tenia, él, una persona que marca distancias, seria y de no muchas palabras, solo habla para decir que algo estabas haciendo mal, este era nuestro jefe. Me sorprendió, se acerco a mi y me dice, “conseguiste lo que hace tiempo que estabas buscando, que sepas que te vas muy a mi pesar, estoy muy contento con tu trabajo y tu forma de ser, repito, te vas a mi pesar. Que sepas que mientras este yo aquí tienes la puerta abierta para lo que te haga falta, se te echara de menos en todos los aspectos”. Esto todo me lo dijo a solas, no sea que le escuche alguien y vea es humano y que tiene sentimientos.

Pd.- Los jefes son eso jefes. Son personas que piensan en ellos, en las necesidades de la empresa, cuando encuentran la solución, la venden como si el favor te lo hiciesen a ti. Cuando te necesitan te utilizan cuando no haces falta, no importa los años que lleves o los conozcas, te tiran. Es como veo a la mayor parte de esos que dicen ser Jefes…

Subvención o calentón

24 Sep

No hace mucho tiempo, bueno… pensándolo bien ya hace tiempo. Sucedía en la tertulia del desayuno, siempre pudimos desayunar los cuatro juntos, tanto el trabajo de la Santa, el horario de los niños y mi trabajo nos lo permitían el disfrutar esos 20 minutos todos los días. Uno de ellos comenta que el padre de su amigo lo habían echado del trabajo, el amigo no era el mismo estaba decaído, desilusionado comentaba Pitugrú, de una u otra manera paso una temporada marcado, dejando actividades y midiéndose mucho. Dijo la Santa que con los tiempos que corren hoy es un privilegio que los dos estemos trabajando, y mas ir al trabajo contento, eso es mucho y no le damos el valor que tiene. Pasó no mucho tiempo desde esta conversación cuando llego el día de autos.

Todo lo que vio y le dijimos lo estamos viviendo. Esta semana estando trabajando con estos contratos que tan de moda nos están poniendo, trabajas cinco días y te hacen tres contratos, pues sucedió algo similar. Empresa nacional, grande tanto en personal como en facturación, trasladan por necesidad de servicio a empleados de otras regiones, una de las empleadas nueva en la plaza pero con años de trabajo en la empresa, cambio unas impresiones con una de las coordinadoras, impresiones que fueron levantando el tono poco a poco pero sin falta la una a la otra, todo fue por la manera de hacer la tarea. A los pocos días se va de vacaciones, ya no volvió a incorporarse a la empresa.

Hay derecho a que dos personas que por el cargo que ostentan puedan marcar para siempre el futuro de unas familias. Puede una persona decir y firmar el finiquito que le falta de actitud y desgana en el trabajo son las causas del despido o que se suprime el puesto de trabajo, no dando tiempo a que enfrie la silla para crear otro puesto con distinto nombre y las mismas características de trabajo suprimido, o contradecirse en una carta de presentación donde nos narra los doce años de convivencia y de buen hacer. O hay derecho a que una coordinadora que no deja de ser una compañera, bueno compañera compañera…., con un poco de cargo, por cruzar unas palabras, con o sin culpa, es igual, pero son un cambio de impresiones que puedes tener.

Quien ocupa un cargo tiene que tener los conocimientos mínimos para poder desempeñarlo, esto sucede cuando la empresa llega sin querer, o cuando se llega por una recomendación, por un u otro motivo empiezan algo humildes, ya que no conocen de que va esto, pero a la vuelta de la esquina ya saben y entienden mas que nadie. Y encima el nuevo sistema laboral ayuda a favorecer estos despidos.

Son gente repudiable, una subvención o un simple calentón, pueden cambiar y marcar la vida de una persona o de toda una familia.

Ahora sí soy jefe

8 Jun

bbbNo trabajar es terrible, no solo por el descenso de los ingresos sino por el golpe emocional que supone el desgaste de la autoestima que se produce. Al estar en esta situación, lo que no puede hacer en individuo es hundirse y pensar que todo lo que  está pasando es culpa de uno mismo aunque al principio lo pienses y creas que el único culpable, eres tú mismo. 

 Lo que hay que hacer es marcarse objetivos para poder llevar mejor el día a día, una cosa es decirlo otra bien distinto es hacerlo, sobre todo al principio cuando empiezas en esta dinámica de no trabajar y aburrirse en la búsqueda de un nuevo empleo.

El hacer de amo de casa diario es una situación nueva, nunca pensé tener llevar todo lo relacionado con el hogar, digo todo pero siempre con el beneplácito y visión de la Santa. No era nuevo en estos menesteres ya que los fines de semana le dábamos entre los dos una vuelta a toda la casa, después nos ayudaba una chica con los retoños y en casa mientras nosotros íbamos al trabajo. Pero todo cambio y ahora soy el verdadero amo de casa, el “jefe de casa…”  cuando estoy solo.

Es un trabajo llevadero, no para estar quietos, siempre y cuando se hagan las cosas bien, ya que las cosas se pueden hacer como en el mundo laboral, para ir tirando y quitar tareas de encima o  hacerlo bien.

Con el paso del tiempo desempeñando este nuevo oficio, pienso que las tareas de casa haga quien las haga está muy mal valoradas, no hablo en lo retributivo sino en la poca importancia que le damos ver las cosas limpias y en su sitio, pensábamos que eso es así sin mas.

Tanto la limpieza como la ropa, son tareas diarias que comen mucho tiempo y no le damos  ningún merito, pensamos que los baños y la cocina siempre están limpias que nunca se manchan al igual que la ropa, pasa del cesto de la ropa sucia al armario en un abrir y cerrar de ojos.

Con la comida pasa tres cuartos de lo mismo, por no decir peor, pasas gran parte de la mañana preparando el  plato del día, puede llevar más o menos tiempo pero siempre es mayor el tiempo que tardas en realizarlo que el disfrute de comerlo, sobre todo los días laborables, es un abrir y cerrar los ojos y ya está, la cocina toda sucia y los comensales vuelven a sus tareas diarias, ahí quedamos los amos de casa para  limpiar y organizar otra vez la cocina.

Me hizo falta desempeñar este trabajo durante un tiempo para saber darle la importancia que tiene dentro de la organización familiar en el hogar. Desde aquí quiero felicitar a todas esas personas que día a día y año tras año vienen desarrollando y organizando dicho trabajo. Es un trabajo de gran importancia que es muy poco valorado.

Sin temor ni juicio

Sinaloense refugiada en el DF. Community manager, periodista nota roja, editora web, fotógrafa curiosa, loca pero guapa.

Happy Llittle Thing

Un blog de estilo de vida y maternidad

C.M

Fotografias

Tribuna Liberal

Liberal de libertad.Aquí cabemos todos/as. Diario 100% Independiente

Mariposas de Cris

Autora de "Dime con quién hablas y te diré si estás loca"

LA INFORMÁTICA Y YO

Aprender el mundo de la informática

Principiantes entre fogones

Recetas de Cocina para amantes de la gastronomía casera, pensando en los "españoles por el mundo" que, por primera vez, se ven solos "entre fogones" y para todos aquellos que quieren aprender a cocinar.

Remigio Sol

¡Viva la Música!

El blog de una empleada doméstica

Aventuras de una chacha

Maite Pombar Pedrosa

Ampliando horizontes en el mundo empresarial

la recacha

Una recacha es un sitio donde uno se siente a gusto, protegido. Un entorno adecuado para reflexionar sobre la vida...

VIAJES AL FONDO DEL ALSA

“Quizás viajar no sea suficiente para prevenir la intolerancia, pero si logra demostrarnos que todas las personas lloran, ríen, comen, se preocupan y mueren, puede entonces introducir la idea de que si tratamos de entendernos los unos a los otros, quizás hasta nos hagamos amigos” – Maya Angelou

A %d blogueros les gusta esto: